El 67% del agua que Emmasa suministra a Santa Cruz será desalada a partir de junio

Allies

El Ayuntamiento destaca que la ampliación de la desaladora permitirá no subir el precio de la tarifa en los próximos años

La planta convertirá, al día, 28.800 metros cúbicos de agua del mar en agua para el consumo humano

A partir de junio, el 67% del agua que Emmasa (Empresa Mixta de Agua de Santa Cruz de Tenerife) suministra a la capital tinerfeña será desalada. Esto significa que de los 86.000 hogares a los que se suministra agua en la actualidad, 74.000 la recibirán desalada. Así lo anunciaron este lunes, 25 de febrero, el alcalde Santa Cruz, José Manuel Bermúdez, y el presidente del Cabildo, Carlos Alonso, durante una visita a las obras de ampliación de la desaladora de la capital, situada en Cueva Bermeja. Los trabajos, que se iniciaron en agosto del año pasado y que finalizarán en verano, amplían la capacidad de la planta en un 37%, pasando de desalar 21.000 metros cúbicos diarios de agua a 28.800. El edil de Servicios Públicos, Dámaso Arteaga, destacó que esta actuación posibilitará que la tarifa del agua para los ciudadanos no suba en los próximos años, “manteniéndose estable, al menos en relación a la producción, pues dependeremos menos del agua que se compra de pozos y galerías”.

La ampliación de la Estación Desaladora de Agua de Mar (Edam) de Santa Cruz de Tenerife, enmarcada en el convenio de inversiones existente entre el Ayuntamiento chicharrero y Sacyr, socio principal deEmmasa, ha costado 8,8 millones de euros. La obra contempla, entre otras actuaciones, ampliar la captación de agua marina con el funcionamiento de cuatro nuevos pozos; aumentar la capacidad de los actuales bastidores, alcanzando los 9.600 metros cúbicos al día cada uno; la instalación de nuevos sistemas que incluyen el bombeo de alta presión y de sistemas de recuperación de enegía más eficientes que los actuales; así como la renovación de gran parte de la instalación, sobre todo en lo relacionado con los elementos eléctricos y las piezas especiales de acero inoxidable, con garantía para futuras ampliaciones. Asimismo, a partir de estas obras, se incorporarán equipos que dotarán de mayor seguridad al suministro.

En la actualidad, la planta desala 21.000 metros cúbicos de agua al día, llegando a unos 50.000 hogares de los 86.000 a los que Emmasa suministra el agua. Con la ampliación, la desalación aumentará hasta los 28.800 metros cúbicos de agua del mar al día, incrementándose la capacidad en un 37%. El aumento de la producción equivale a lo que consumen 24.000 hogares al día, por lo que se llegará a 74.000 hogares.

La mayor parte de agua que recibe la ciudad, el 52% aproximadamente, proviene de recursos hídricos propios, En concreto, el 45% proviene de la desaladora y el 6% de galerías y pozos propios. El 48% restante del agua proviene de suministradores privados, de galerías y pozos ubicados en diferentes zonas de la Isla, agua que Emmasa tiene que comprar. Con la ampliación, el 67% del agua que Emmasa suministra a Santa Cruz será desalada, el 6% de galerías y pozos propios, y el 30% se comprará.

Tanto el alcalde como el presidente del Cabildo destacaron también la reducción del consumo energético que supondrá esta ampliación, pues “permitirá el ahorro de cinco millones de kilovatios hora por año, lo que equivale al consumo eléctrico anual de 980 hogares”. Asimismo, añadieron, “permitirá reducir el agua del mar necesaria en 7.300 metros cúbicos al día, volumen que equivale a casi cuatro piscinas olímpica al día”.

Leave a Comment

For security, use of Google's reCAPTCHA service is required which is subject to the Google Privacy Policy and Terms of Use.

I agree to these terms.